Cargando...

22 de junio 2017

Yoko Ono: Dream Come True 2017

Nota web_Yoko Ono_ Afiche La Tercera

Artes visuales, musicales, escénicas, danza, arquitectura, ciencias biológicas y sociales, pedagogía, literatura, tecnología y diseño son algunas de las disciplinas que se combinan para crear una orquesta experimental y transdisciplinar de trabajo en torno a la mediación pedagógica de la exposición Dream come true de Yoko Ono, que aterriza en Chile desde el 23 de junio, en el Centro de las Artes 660 de CorpArtes.

Este hito marca el inicio de la colaboración entre Fundación Caserta y Fundación CorpArtes, en función de enlazar la propuesta educativa de Caserta con los espacios culturales de CorpArtes. Un trabajo en conjunto desde la filantropía para promover el acceso a la cultura, donde CorpArtes reconoce el valor de Caserta en el dominio de la didáctica y el desarrollo de experiencias educativas significativas.

Para este proyecto se propuso abrir una plataforma de “laboratorio transdisciplinar” para la mediación activa, donde la diversidad de miradas y contextos sea un valor a relevar en los espacios culturales. Un diverso equipo de trabajo se ha dedicado a indagar y rastrear los procesos creativos de Yoko Ono a través de su biografía personal, artística, activista y mediática, basado en la rigurosa investigación realizada por la artista Paula Aros.

“Para Caserta esta alianza representa un nuevo desafío de colaboración y co construcción de espacios y equipos que movilicen un aprendizaje experiencial, donde la certeza de un saber absoluto, estático y rígido será transformada mediante recorridos educativos, familiares y dialogados. Junto a la obra de Yoko Ono, cohabitaremos activaciones hacia un aprendizaje integrado, transversal y cotidiano. Y será en este formato de laboratorio educativo, donde el “no saber” pasará a ser un valor que movilice la motivación, la curiosidad, la escucha atenta y un aprender haciendo”, explica la Directora de Programas Educativos de Fundación Caserta, Carolina López. 

La Performance aparece como el hilo conductor de la exhibición que está abierta a todo público hasta el 22 de octubre. Una forma de concebir el arte desde la acción y lo cotidiano, donde el espectador asume un rol imprescindible en el desarrollo inconcluso de las obras.

“La relevancia del mediador está precisamente dada porque la obra está guiada por Yoko Ono. Es muy distinto que las audiencias entren a activar la obra solas a que entren de la mano de alguien que los pueda guiar en cuanto a dónde poner la atención, pero sin darles instrucciones fijas ni presionarlos a algo. Sobretodo con las audiencias de niños y jóvenes es súper importante, porque hoy en día la noción de experiencia de lo real está efectivamente sumamente mediatizada”, destaca la artista e investigadora Paula Aros.

La mediación pedagógica de Dream come true se ejecuta a través de recorridos educativos, dialogados y familiares facilitados por 22 mediadores. Además, durante los fines  de semana se harán talleres que son concebidos como espacios experimentales de creación individual y colectiva, que abordarán temáticas propias de la búsqueda y trayectoria de Yoko Ono.

Coordenadas

¿Dónde?

Centro de las Artes 660 de CorpArtes. Rosario Norte 660, Las Condes. A pocas cuadras del metro Manquehue (Línea 1).

¿Cuándo?

Abierta al público entre el 23 de junio y el 22 de octubre de 2017.

Más info en: http://www.corpartes.cl/evento/yoko-ono-dream-come-true/